9 de mayo de 2022

Vecinos de René Schneider recuperan terreno utilizado como microbasural

Es un problema que lamentablemente se repite en distintos lugares y no solo de la comuna, sino que pareciera ser una especie de pandemia que afecta los barrios.

Normalmente es gente inescrupulosa de otros sectores que encuentran sitios con poca iluminación o transitabilidad de personas, arrojando escombros, basura, muebles viejos y lo que sea, evidenciando no solo la falta de cultura, sino que formando microbasurales en la puerta de casa de familias que hacen lo posible por evitarlo.
En la intersección de calle Licanray con Guayanas en la población René Schneider ocurría eso, por eso que bajo el alero del programa “Quiero Mi Barrio” y el apoyo del departamento de Medioambiente, los vecinos se unieron y convirtieron el lugar en áreas verdes y libre de contaminación.

Con material reciclable, los vecinos hicieron jardineras, pintaron neumáticos para utilizarlos como cierre perimetral y se comprometieron a mantener el entorno, pero con eso no basta, por lo que hicieron un enérgico llamado a la comunidad, a no deshacerse de sus desperdicios de esa forma, dado que existen alternativas como, por ejemplo, a través del departamento de medioambiente, el punto verde o aseo y ornato.


Si bien el programa “Quiero mi Barrio” considera precisamente la intervención de la población, lo cierto es que se avanza según procesos y plazos definidos. Hoy estas jardineras eran urgentes y por eso el trabajo fue quizá más artesanal, pero involucrando a las familias del sector.
Iniciativas como estas pueden replicarse en otros barrios y es que solo resta que la comunidad organizada a través por ejemplo de las juntas de vecinos, se contacten con la oficina de medioambiente municipal y desde ahí, coordinen el apoyo en material reciclable, compost y hasta especies arbóreas para hermosear y recuperar espacios públicos.