25 de agosto de 2022

3 robos fueron perpetrados durante la madrugada en Los Andes

Un nuevo robo quedó al descubierto este jueves en Los Andes. Esta vez delincuentes ingresaron a la quinta Compañía de Bomberos, desde donde se llevaron 3 millones y medio de pesos en equipamiento bomberíl. Un hecho delictual que se suma a los perpetrados -también durante la madrugada- a una consulta de iridiología y un local de tatuajes en avenida Chacabuco.

Tres robos son los que delincuentes perpetraron durante la madrugada de este jueves y que recién durante la mañana, quedaron en evidencia. El primero de ellos se registró en la villa Bicentenario, donde desconocidos sin ningún escrúpulo, ingresaron hasta el Cuartel de la Quinta Compañía de Bomberos Los Andes – Calle Larga (Bomba España), llevándose 1 equipo forestal talla M, 1 par de botas haix, 3 cascos Sicor, 2 pares de guantes estructurales, 1 linterna, 1 maquina de cortar pasto a combustión, 1 sierra circular, 1 galletero, 1 taladro y 1 esmeril, todo avaluado en por lo menos tres millones y medio de pesos.

Un robo que tiene varias consecuencias. Primero, afecta a una Institución de voluntariado y que, por ende, va en perjuicio de toda la comunidad. En segundo lugar, porque el traje, por ejemplo, podría ser mal utilizado para pedir dinero o cometer estafas a nombre de la Institución y, por si fuera poco, hoy de registrarse una emergencia, las limitantes son mayores a la hora de acudir.

Un acto delictual que se suma a otros dos perpetrados también durante la madrugada y que afectaron a una consulta de iridiología ubicada en avenida Chacabuco 315, casi al llegar a Maipú, y un local de tatuajes de la misma avenida. En estos últimos hechos, los delincuentes accedieron a los techos, hicieron forados y se llevaron especies avaluadas en cerca de 3 millones de pesos. La consulta de iridiología además, había sido vulnerada el 31 de julio pasado, donde desconocidos se llevaron una caja fuerte con casi un millón de pesos.

Tres delitos que ya están siendo investigados. Bomberos hizo la denuncia en Carabineros y las otras dos víctimas, hicieron lo propio en PDI.

El llamado que se hizo fue a la comunidad a estar atentos en redes sociales, ferias libres o en la vía pública, si es que se están vendiendo algunas de las especies robadas, para informar a las policías, y lógicamente no adquirirlas pues de hacerlo, incurriría en el delito de recepción de especies.

TEMAS