3 de septiembre de 2020

Seremi de Salud fiscalizó restaurantes de la comuna de San Felipe

Ayer miércoles 2 de septiembre las comunas de Los Andes y San Felipe iniciaron la fase tres de preparación en el proceso Paso a Paso y Con ello la esperanza para muchos emprendedores del área de la gastronomía comienza a surgir, es que esta instancia les permite reabrir sus locales con atención en espacios abierto, con el debido distanciamiento social y con nuevas medidas de protección que hoy fueron fiscalizadas en terreno por el Seremi de Salud, quien llego hasta la comuna de San Felipe y particularmente a la cafetería Tarrazú donde conoció como este emprendimiento se adaptó a la nueva realidad.

Seremi de Salud fiscalizó restaurantes de la comuna de San Felipe

Tal cual como se venía anunciando, la fase de preparación ya entró en vigencia en la comuna de San Felipe, trayendo un gran alivio para las actividades económicas de la zona. Una de ellas el funcionamiento de bazares de la feria Diego de Almagro los fines de semana, actividades deportivas con ciertas restricciones, pero además las actividades gastronómicas de la comuna sanfelipeña, que se ha visto golpeada desde marzo… y es que estas a partir de hoy, ya pueden  funcionar pero con ciertas restricciones del ministerio de salud para el cuidado sanitario.

Una vez entrada en vigencia estas nuevas modalidades para el sector gastronómico, las autoridades sanitarias de la región de Valparaíso y del valle de Aconcagua hicieron varios recorridos por la ciudad, fiscalizando y entregando toda la información pertinente a este sector económico para que no incurran a ninguna irregularidad que les pueda traer como consecuencia el cierre de su restaurán.

Destaca además las medidas que han tomado los municipios en cuanto a cerrar algunas calles donde existen restaurantes al aire libre, como lo es en calle Arturo Prat de la comuna de San Felipe.

Por de pronto desde el municipio se comenzaran a generar mesas de trabajo con la oficina de turismo y fomento productivo para poder resolver inquietudes de los grandes y pequeños empresarios del rubro. Pero lo concreto es que aquellos negocios que decidan abrir sus puertas, deberán hacerlo solo al aire libre, con una separación de dos metros entre sus mesas y con solo un 25% de su capacidad,  y deberán usar menús digitales por medio de códigos QR, o pizarras, el uso obligatorio de mascarillas y alcohol gel.