19 de mayo de 2021

Hurto de energía podría ser penado con hasta 5 años de presidio

El hurto de energía se puede efectuar a través de diversas acciones directas o indirectas, como realizar conexiones ilegales a la red eléctrica, alterar los equipos de medición o intervenir las conexiones del empalme para evitar el registro. 

El hurto de energía puede poner en riesgo la seguridad no solo de quienes incurran en estas prácticas, sino que también de las familias, sus hogares y la comunidad en general. Estás puedes generar incendios, explosiones, daños a la red eléctrica  y quemaduras graves producto de una mala manipulación, y es que una conexión fuera de norma al entrar en contacto con estructuras como rejas, portones o protecciones de las viviendas, puede hacer que estas queden energizadas, generado un riesgo permanente. 


La Ley General de Servicios eléctricos en su artículo 154 considera las siguientes irregularidades: instalaciones que se alimenten directamente desde un empalme, o del trozo de la canalización que queda entre el empalme y el medidor; colocación o introducción de cualquier instrumento al registrador del consumo para falsear la medición entre otros.


Algunas recomendaciones para identificar las irregularidades son: si ves cables de colores desde los postes hacia las viviendas o al interior de ellas, cajas de los medidores abiertas o sin tapas y medidores fuera de posición… si llegas a observar cualquiera de estas, puedes denunciar de forma anónima a través del sitio web chilquinta.cl/hurgo-energia o bien llamando al número 800 362 586; recuerde que estos delitos pueden ser penados con 5 años de presidio efectivo y 30 UTM de multa.